Consolidación de deudas

¿Quieres saber si realmente necesitas hacer una consolidación de tus deudas? En este artículo encontrarás toda la información para que no tengas más dudas al respecto.

Empieza a consolidar tus deudas

  • Encuentra la mejor reparadora que se ajusta a tus necesidades
  • Rapidez
  • Ofrecen un servicio gratuito y sin compromiso
  • Acude a reparadoras de deudas sólo cuando tienes una deuda pendiente de más 3 meses, nunca antes
Solicitar

Elegido 1313 veces

  • Ofrece el servicio de asesoría legal y financiero gratuito
  • Confirman entre un  15%  y un 75% en la reducción de los intereses de las deudas
  • Analizarán tu caso personalmente
  • Aunque pagues la deuda no significa que tu historial en el Buró de Crédito quede limpio
Solicitar

Elegido 484 veces

Preguntas Frecuentes

consolidación (4)

¿Qué es una consolidación de deudas o reparadora de crédito?

Significa combinar todas las deudas en un solo préstamo a una tasa de interés más baja o a un período de tiempo más largo. Sirve como ayuda para que las puedas liquidar de una vez por todas.

¿Qué puedes combinar en la consolidación de deudas o reparadora de crédito?

  • Las tarjetas de crédito.
  • El crédito hipotecario.
  • El préstamo personal.
  • El crédito automotriz.
  • Préstamos para estudios.
  • Cheques rechazados.
  • Cualquier otro tipo de crédito.

Cómo funciona la consolidación de deudas

Las entidades que reparan crédito contactan con las instituciones financieras a las que les debes dinero para poder renegociar las condiciones de pago y así cancelarlo. Después, piden un nuevo préstamo con un interés distinto y un nuevo plazo para pagar.

Cuáles son los riesgos de reparar el crédito

  • Más intereses a largo plazo.
  • Al final puede que la operación resulte costosa.
  • Las comisiones son altas.
  • Puede que haya reticencias o requisitos exigentes de las entidades.

Si en algún momento tienes problemas con las deudas y estás pensando en consolidar éstas, es importante que tengas una serie de conceptos bien interiorizados antes de empezar nada.

En este artículo te daremos todas las claves y advertencias para que lo tengas más claro, así como te explicaremos que es una consolidación o reparación de crédito. Además, podrás disfrutar de nuestros mejores consejos. En Financer México siempre queremos que hagas las cosas bien y con toda la información a tu alcance.

Consolidación de deudas

Qué es la consolidación de deudas

Consolidar tus deudas significa combinar todas las deudas en un solo préstamo a una tasa de interés más baja o a un plazo de tiempo más largo. Es una ayuda para que te sea posible liquidarlas. 

Si estás en una situación en que tienes muchas deudas al mes y te cuesta mucho trabajo mantenerte al día con los pagos de cada una, la consolidación puede ser una buena ayuda de cómo salir de éstas.

Pero claro, antes de consolidar o reparar, es importante que sepas si te conviene un préstamo de consolidación de deudas. Debes analizar tu situación financiera a fondo.

Qué puedes combinar con la consolidación de deudas

Con la consolidación de deudas tienes la oportunidad de juntar todas las deudas que todavía no tengas pagadas como:

Es posible reagrupar préstamos de entidades diferentes y que estos tengan unos intereses distintos.

Cuándo solicitar la consolidación de deudas

Ahora que ya sabemos qué es consolidar tus deudas, es importante que sepas cuando es bueno pedir esta consolidación.

Siempre que sea posible, evita solicitar una reparación de crédito. Pero, si te encuentras en un momento en que tus endeudamientos superan tus ingresos y estás en una situación económica que no te permite asumir estas deudas, entonces consolidar es una opción que debes tener en cuenta. 

Pero si por ejemplo estás pasando un momento no muy bueno en lo personal, y no tienes unos ingresos estables asegurados, es mejor que busques alternativas.

Debes pedir la consolidación de deudas sólo como una solución a una incapacidad de pagos y no para ganar tiempo para poder afrontar pagos pendientes. Piensa que puedes entrar en un círculo vicioso del que será muy difícil salir.

Una buena idea es que vayas a expertos para que te den su opinión. Estos pueden ser abogados o economistas especializados para que analicen tu caso y te aconsejen la situación que sea mejor para ti.

Dónde solicitar la consolidación de deudas

La consolidación de deudas se puede solicitar en diferentes lugares. Algunos de estos son:

  • Las entidades mediadoras especializadas.
  • Los bancos.
  • Los intermediarios financieros.
  • Las entidades de capital privado.
Es recomendable que acudas a la entidad o institución con quien tienes más endeudamiento para reagrupar todos los préstamos que tengas pendientes.

Si, por ejemplo, te encuentras pagando una hipoteca en tu banco, lo mejor es que vayas a esta entidad bancaria y renegocies la deuda pendiente. Igualmente, si las deudas que tienes son de la misma entidad, lo mejor es que acudas a ésta para una mejor negociación y que así te ofrezcan unas condiciones mejor.

Cómo funciona la consolidación de deudas

Como hemos comentado anteriormente, tienes que tener en cuenta una serie de cosas. Las principales son:

  • Echa un vistazo a tus gastos. Es muy importante que entiendas por qué tienes estas deudas. Si has acumulado muchas porque gastas más de lo que ganas, un préstamo que te ayude a consolidar tus deudas puede que no sea tu mejor opción. Primero deberías reducir tus gastos para ingresar más de lo que gastas.
  • Hazte un presupuesto. Analiza si puedes pagar tu deuda existente si gastas menos durante un período de tiempo.
  • Habla con las entidades para saber si están de acuerdo en reducir tus gastos. Puede que algunas estén dispuestas a aceptar pagos mensuales más bajos, a reducirte la tasa de interés o alargarte el plazo para que tengas más tiempo. Así, si consigues que tus ingresos sean más altos que los gastos, éstas pueden ser muy buenas opciones.

Dicho lo anterior, las empresas mediadoras que se dedican a la reunificación de deudas lo que hacen es cancelar todos los préstamos pendientes que tienes.

Lo que hacen es contactar con las entidades o instituciones financieras a las que les debes dinero para poder renegociar las condiciones y así cancelar el pago. A continuación, piden un nuevo préstamo con un interés distinto y un nuevo plazo de pago.

Cuando ya tengan todo esto, firmarás el contrato con la nueva empresa que ha hecho de mediadora. Pero, ten presente que antes de firmar nada te leas detenidamente todas las condiciones del contrato y resuelvas todas las dudas que tengas para no cometer ningún error. Es imprescindible que te leas hasta la letra pequeña.

Riesgos de la consolidación de deudas

En alguna situación puede ser que consolidar sea tu mejor opción. Pero, es bueno que conozcas también los riesgos que puedes tener cuando quieres consolidar tus deudas. Algunos de estos son:

  • Más intereses a largo plazo. Cuando unificas tus deudas a un préstamo es fácil que el tipo de interés mensual sea menor, pero la forma en la que se consigue oculta algo importante: al final acabas pagando más por la misma deuda. Piensa que los intereses a largo plazo son mayores porque lo que haces es alargar la vida de la deuda. 
  • Puede resultar una operación costosa. Aparte de la deuda, tendrás que afrontar gastos de tramitación y formalización. Además, habrá nuevas comisiones. Y piensa que también puede haber intereses adicionales.
  • Las comisiones acostumbran a ser altas. Al ser intermediarios financieros, te van a cobrar una serie de comisiones por haberte asesorado. En algunos casos éstas oscilan entre el 3% y el 5%.
  • Puede que haya reticencias o exigentes requisitos de las entidades. Las instituciones financieras te pueden exigir mucho. Aparte de comprobantes de casa o de trabajo, puede que también te exijan que demuestres unos ingresos estables. Es una forma de asegurarse que podrás afrontar los pagos del préstamo.

Ventajas de la consolidación de deudas

Desventajas de la consolidación de deudas

  • Alargas el tiempo que estarás pagando. Ya lo mencionamos antes, pero es bueno repetirlo. Cuando unes todas las deudas en una sola, este préstamo será por una cantidad lo suficientemente alta para alargar el tiempo que tardarás en pagarlo.
  • Es posible que te implique una tasa de interés más alta. Es importante que sepas cuál será la tasa de interés de este préstamo que te permite consolidar tus deudas. Así, podrás calcular cuánto dinero tendrías que pagar en intereses con la nueva tasa y cuánto pagas con las actuales.
  • Puede que pagues comisiones extras por cancelación anticipada. Ten en cuenta esto, ya que si decides pagar antes te puede salir más caro.

Qué perfil hay que tener para reparar el crédito

Si posees una propiedad, ya sea una casa, un local, una tienda o cualquier otra cosa, tienes más posibilidades y facilidades para poder reunificar las deudas. Piensa que las empresas tomarán como garantía la propiedad en cuestión. Pero este inmueble tiene que estar libre de hipoteca u otras deudas que puedan haber asociadas. Si todavía la pagas, no se podrá poner como garantía. 

Si no tienes ninguna propiedad, te van a poner más problemas. Las empresas que ofrecen el préstamo de consolidación de deudas acostumbran a pedir una garantía para que así no incumplas los pagos que tengas.

Si no cuentas con esta garantía, algunas entidades financieras te dejarán que cuentes con un avalista. El avalista es alguien que asumirá la responsabilidad de pagar por ti si no puedes cumplir con los pagos. Si el avalista es muy solvente, las probabilidades que te den el préstamo son mayores.

Consejos antes de pedir un préstamo de consolidación financiera

Antes de que pidas un préstamo que te permita reparar el crédito, es importante que sigas los consejos que te presentamos a continuación.

  • Limita tus deudas en las tarjetas de crédito.
  • Identifica las deudas buenas. Estas son como estudios o los gastos fijos.
  • Identifica las deudas malas. Todos los gastos que son imprescindibles.
  • Registra lo que gastas. Así te darás cuenta de los gastos que puedes evitar.
  • Paga las deudas que tengan las tasas de interés más altas.
  • No pagues lo mínimo, ya que puede que te pases años pagando la deuda.
  • Compara y compara antes de pedir un préstamo. Elige lo que sea más acorde a tu perfil.
  • Ten un dinero aparte para cualquier emergencia.
  • Si tienes hipotecas, calcula los pagos de éstas.
  • Siempre que puedas, pide ayuda. Es bueno que alguien te asesore antes de tomar alguna decisión precipitada.

Si te ha resultado interesante este artículo, no dudes en compartirlo en las redes sociales para que llegue a más gentes. En el caso de tener alguna pregunta, escríbenos. Estaremos encantados en ayudarte.

Sobre el autor

Prestamistas del año

Mejores prestamistas del año, fiables y seguras. Valoración basada en los comentarios de los usuarios.

(6 comentarios)

(30 comentarios)

(60 comentarios)

Comparar prestamistas

Mantente informado con Financer.com

Síguenos en Facebook